Policía suspende y pone a disposición de la justicia a agentes por caso de recluso ultimado

Palacio Policía Nacional.

La Policía Nacional suspendió y puso a disposición del Ministerio Público a un teniente, un sargento y un cabo que intervinieron en el caso del fugado recluso Jorge Gabriel Báez Abreu, quien cayó abatido el pasado viernes en la comunidad de Las Lavas, Villa González, a 14 kilómetros de Santiago.

Los sancionados son el teniente Miguel Martínez Grullón, el sargento Richard Alberto y el cabo Rafael Mena Peña, quienes fueron enviados a la justicia por no observar los procedimientos establecidos en la institución.

 

El director General de la Policía Nacional, mayor general Ney Aldrin Bautista Almonte, reiteró su posición de sancionar a cualquier miembro del cuerpo del orden, sin importar su rango, que actúe en violación a los Derechos Humanos.

El mayor general Bautista Almonte precisó que en ninguna circunstancia permitirá a los hombres bajo su mando, acciones que riñan con los derechos de los ciudadanos.

Los agentes intervinieron en el caso de Jorge Gabriel Báez Abreu, condenado a 30 años de prisión por tentativa de homicidio contra dos personas en el 2015.

Báez Abreu escapó el pasado día 17 junto a varios hombres armados y encapuchados, cuando salía de una clínica privada donde fue sometido a exámenes de salud.

Durante el incidente en que murió Báez Abreu, resultó herido de bala Jesús Peralta, de 34 años, quien posteriormente falleció.

Este domingo también falleció Quintero Amaro Paredes, quien fue herido y apresado.

De igual modo fueron detenidos Francisco Javier Peralta, de 34 años; Luis Martínez Morel, de 37; el nacional haitiano Negro Pie Yan y una mujer no identificada.

Facebook Comments

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*